Pandemia por coronavirus (Cobertura especial)

Italia suma 22 mil contagios y 233 muertos a la espera de nuevas limitaciones

Italia suma 22 mil contagios y 233 muertos a la espera de nuevas limitaciones - Foto de EFE
Foto de EFE

En total en Italia se han infectado 731 mil 588 personas desde el inicio de la pandemia, a mediados de febrero

Italia registró hoy 22 mil 253 nuevos contagios de coronavirus en las últimas 24 horas, una cifra inferior a la de los últimos días aunque también se han realizado menos pruebas, y 233 personas murieron, mientras se esperan mayores restricciones.

La reducción de los nuevos positivos viene siendo normal cada lunes ya que en la jornada del domingo generalmente se hacen menos pruebas. Hoy se anotaron 135 mil test diagnósticos, frente a los 183 mil que se practicaron el día anterior.

En total en Italia se han infectado 731 mil 588 personas desde el inicio de la pandemia, a mediados de febrero.

De estas personas 39 mil 59 han perdido la vida. En las últimas 24 horas perecieron 233 personas, el segundo mayor aumento desde mediados del mes de mayo (el sábado fueron 297).

Por otro lado sigue creciendo la presión en los hospitales y de las 296 mil 512 personas infectadas actualmente, 21 mil 862 han necesitado ser ingresadas (mil 21 más que ayer) y dos mil 22 reciben cuidados intensivos (+83).

Las regiones con más casos de contagios siguen siendo Lombardía (norte), epicentro desde el comienzo de la emergencia y que en el último día ha localizado cinco mil 278 positivos, y Campania (sur) con dos mil 861 nuevos casos.

Con estas cifras, el primer ministro italiano, Giuseppe Conte, avanzó este lunes que se impondrá un toque de queda a nivel nacional desde última hora de la tarde -algunas regiones ya lo tienen activo desde as 23:00 h locales o la medianoche.

También se cerrarán temporalmente museos, salas recreativa o los centros comerciales los fines de semana.

El decreto, que se espera para el miércoles, distinguirá tres áreas de riesgo y aplicará restricciones más o menos severas a una región determinada en función de sus datos de contagio.

Por esa razón se prevé que las restricciones más severas recaigan sobre algunas de las ciudades más afectadas por la pandemia en estos momentos, como Milán, Turín o Génova (norte).

El virólogo italiano Andrea Crisanti, conocido por frenar al virus en la región del Véneto en la primera oleada mediante pruebas masivas, valoró que el cierre de las zonas con más contagios “es importante porque reducirá la transmisión del virus”.

De este modo, apuntó en un evento con la prensa extranjera, se “llegará a Navidad con contagios bajos” aunque, avisó, “sin un sistema de vigilancia activa y sin soluciones para consolidar los resultados volverán a aumentar”.

Ahora son importantes los cierres para frenar la transmisión, consolidar los resultados y al final un cierre nuevo general de tres o cuatro semanas para conseguir contagios bajos. Ningún sistema de vigilancia funciona con contagios tan grandes”, alertó.

Una de las razones por las que Milán, capital económica del país, está siendo tan azotada es porque se trata de una de las ciudades más densamente pobladas de Europa y registra cada día una enorme movilidad de personas y trabajadores.

Con información de EFE

#Italiacoronaviruscovid-19
Menú de accesibilidad