Pandemia por coronavirus (Cobertura especial)

Grupo México detendrá su proyecto minero en Perú

Grupo México detendrá su proyecto minero en Perú - Foto de Alto Nivel
Foto de Alto Nivel

La minera Grupo México hará una pausa de 60 días para analizar las problemáticas sobre la apertura de una mina de cobre en Perú

El Grupo México hará una pausa de  60 días su proyecto cuprífero operado por su empresa local Southern Copper en un valle agrícola del sur de Perú, luego de protestas masivas de campesinos en las que fallecieron tres personas y más de doscientas resultaron heridas en 54 días.

Oscar-Gonzales-Rocha
scar Gonzáles, presidente ejecutivo de Southern Copper. Foto de tawi.pe

“Southern propone una pausa, un intervalo, que beneficie a la población, un paréntesis que permita a todos presentar sus inquietudes y temores, identificar las soluciones, convenir el camino y definir las responsabilidades que cada uno debe asumir en un plazo razonable”, afirmó Oscar Gonzáles, presidente ejecutivo de Southern Copper, en un comunicado de prensa.

Gonzáles solicitó al gobierno “el tiempo y las facilidades necesarias para poder socializar el proyecto y despejar todas las dudas existentes en los próximos 60 días”.

Agricultores opuestos a un proyecto minero en su ciudad se enfrentan con policías antimotines en Cocachacra, Perú, el jueves 14 de mayo de 2015. Agricultores y líderes locales temen que la mina a cielo abierto Tía María, de 1.300 millones de dólares, contamine agua de irrigación en el valle de Tambo donde se produce arroz en el desierto junto a la costa de Perú. Miles se han movilizado contra el proyecto, que es propiedad de Southern Peru Copper Corp., una subsidiaria de Grupo México. (Foto AP/Martín Mejía)
Agricultores se oponen a un proyecto minero en Cocachacra. Foto de AP

Pese al anuncio los enfrentamientos continuaron. Durante la tarde un agricultor fue herido de bala en el muslo izquierdo en un choque entre más de quinientos campesinos del pueblo de Cocachacra, epicentro del conflicto, e igual número de policías en una carretera clave que pasa por la localidad y que une los Andes con el Pacífico.

Poco antes el presidente Ollanta Humala afirmó en un mensaje difundido por la televisora estatal que no podía suspender de forma unilateral el plan minero de mil 400 millones de dólares “porque lo expondría a demandas con un importante perjuicio” para el país. Perú ha afrontado varias demandas internacionales por desavenencias con empresas de capitales extranjeros.

Una agricultora opuesta a un proyecto minero prepara una honda para lanzarle una piedra a la policía en Cocachacra, Perú, el jueves 14 de mayo de 2015. Agricultores y líderes locales temen que la mina Tía María a cielo abierto contamine el agua de irrigación en el valle de Tambo, donde se cultiva arroz, en la costa desértica de Perú. Miles de personas se han movilizado contra el proyecto, propiedad de Southern Peru Copper Corp., una subsidiaria de Grupo México. (Foto AP/Martín Mejía)
Agricultores y líderes locales temen que la mina Tía María a cielo abierto contamine el agua de irrigación en el valle de Tambo. Foto de AP

Humala también pidió a Southern Copper “que manifieste su voluntad y ejecute acciones concretas para generar las bases del entendimiento requeridas para no sólo lograr la paz social, sino el desarrollo de las bases fundamentales para la ejecución de cualquier proyecto”.

El valle de Tambo, donde se encuentran Cocachacra y otros tres pueblos más, cuenta con más de 40 mil habitantes en 10 mil hectáreas cultivables y abastece de arroz y papa al sur del país. Los agricultores del lugar se oponen al proyecto llamado Tía María porque consideran que la mina a tajo abierto para extraer cobre contaminará las aguas del río Tambo con las que riegan sus cultivos.

Grupo México afirma que utilizará agua del Pacífico procesada en una planta desalinizadora, que una vez utilizada será devuelta al mar por una tubería que se adentrará en las aguas 850 metros, a 30 metros de profundidad.

Dos pobladores han muerto por balas que dispararon los agentes, mientras que un policía falleció el sábado por una fractura en el cráneo ocasionada por una piedra lanzada por los manifestantes. Otro agente sufrió severas fracturas con piedras hace una semana y los médicos le colocaron 10 placas de titanio y 29 tornillos, según informó la seguridad social. En choques similares en 2011 otros tres campesinos murieron por disparos de la policía.

La minería es uno de los motores de la economía peruana debido a que los ingresos por los envíos de metales al exterior suman el 62 por ciento del total de las exportaciones. El país, un importante exportador global de minerales, es el tercer productor mundial de cobre y el quinto de oro.

Redacción

grupo méxicomanifestacionesmineríaperú
Menú de accesibilidad