Pandemia por coronavirus (Cobertura especial)

Francia supera los 76 mil muertos por COVID-19 y aumentan las hospitalizaciones

Francia supera los 76 mil muertos por COVID-19 y aumentan las hospitalizaciones - Francia supera los 76 mil muertos por COVID-19 y aumentan las hospitalizaciones. Foto EFE
Francia supera los 76 mil muertos por COVID-19 y aumentan las hospitalizaciones. Foto EFE

En Francia crece el número de personas internadas por COVID-19 y de atendidas en las unidades de cuidados intensivos

Francia superó oficialmente este domingo la cifra de los 76 mil muertos por coronavirus, con 195 en los hospitales en el último día, mientras crece el número de personas internadas por la enfermedad y el de las que están siendo tratadas en las unidades de cuidados intensivos.

Esos 195 muertos en los hospitales son menos que los 242 comunicados el sábado y menos que los de las jornadas precedentes. Hay que tener en cuenta, en cualquier caso, que las autoridades sanitarias solo transmiten las muertes en las residencias dos días a la semana, los martes y los viernes.

En total, han muerto en los hospitales a causa del COVID-19 53 mil 354 personas, a las que hay que sumar 22 mil 703 en residencias.

En su página internet dedicada a las estadísticas de la pandemia, el Gobierno indicó que en las últimas 24 horas se confirmaron 19 mil 235 nuevos contagios (habían sido 24 mil 392 la víspera), una cifra inferior a la media desde hace varias semanas, que está algo por encima de los 20 mil diarios.

Desde el comienzo de los registros hace ahora un año, se han contabilizado 3 millones 197 mil 114 casos de COVID-19 en Francia.

Por lo que respecta a la situación en los hospitales, el número de enfermos volvió a incrementarse este domingo, después de un ligero descenso el sábado. En concreto, pasaron a ser 27.613, lo que significa 331 más en un día.

La evolución fue también parecida en las unidades de cuidados intensivos, con 45 enfermos adicionales, 3 mil 158 en total.

Francia aplica desde este domingo un endurecimiento a las restricciones para luchar contra la propagación de la pandemia, con un cierre casi absoluto de las fronteras a los viajes con países que no pertenecen al Espacio Económico Europeo (EEE), salvo que se pueda justificar un “motivo imperioso”.

También se ha endurecido el protocolo en los desplazamientos desde otros países del EEE (entre los que están los de la Unión Europea), ya que ahora es necesario tener un test PCR negativo para entrar a Francia no solo por vía aérea o marítima como ya ocurría desde hace una semana, sino también por carretera o por ferrocarril.

Igualmente se han clausurado por tiempo indefinido las galerías comerciales de más de 20 mil metros cuadrados (cerca de 400 en todo el país), aunque podrán seguir abriendo las tiendas de alimentos (incluidos supermercados) y las farmacias.

El presidente Emmanuel Macron espera que estas nuevas medidas, sumadas a las que ya estaban en vigor, como el toque de queda nocturno entre las 18:00 h y las 06:00 h, permitan evitar una escalada en los contagios y no tener que recurrir a un tercer confinamiento, al menos no de forma inmediata.

El ministro de Interior, Gérald Darmanin, se desplazó a última hora de esta tarde al peaje de Buchelay, a una cincuentena de kilómetros de París, para comprobar allí el funcionamiento de los controles que realizaban las fuerzas del orden para garantizar que se cumple el toque de queda desde las 6 de la tarde.

Darmanin afirmó, en declaraciones a los medios, que se han dado consignas de “firmeza” a los agentes y contó que solo en la jornada del sábado hubo 65 mil controles que dieron lugar a 5 mil multas.

Desde que el 16 de enero se puso en vigor en todo el país el toque de queda a las 18:00 hse han llevado a cabo más de 600 mil de esos controles.

Con información de EFE

coronaviruscovid-19franciarestriccionestoque de queda
Menú de accesibilidad