Estado Islámico se adjudica atentado que dejó más de 40 muertos en Beirut

El grupo yihadista Estado Islámico (EI) se atribuyó en un comunicado difundido por internet el doble atentado suicida que provocó al menos 41 muertos y 200 heridos en un feudo del grupo chií libanés Hezbolá ubicado en el sur de Beirut.

Los soldados del califato pudieron colocar una motocicleta explosiva en la calle Huseiniyah, en Burch Barachne, donde Hezbolá tiene su sede”, señala el comunicado, que añade que “otro soldado con un cinturón explosivo dio su vida”.

“No nos calmaremos hasta que nos venguemos”, agrega el comunicado de la organización terrorista.

1339678

EI dijo que el objetivo del ataque era matar a los chiítas. Medios locales identificaron a los tres terroristas suicidas y afirmaron que dos de ellos eran palestinos y uno era sirio.

Según la agencia oficial libanesa NNA, las detonaciones se produjeron en un intervalo de cinco minutos y a solo 150 metros de distancia.

El lugar ha quedado completamente destrozado y las fuerzas de seguridad han acordonado la zona para evitar que la gente se agolpe en torno al centro comercial y facilitar así la actuación de los equipos de emergencias.

De acuerdo con la emisora televisiva LBC, en total cuatro atacantes suicidas estaban en la zona, pero uno huyó y otro fue asesinado antes de poder detonar su carga explosiva.

3300

El Primer Ministro del Líbano, Tammam Salam, declaró el viernes día de luto. Mientras, importantes políticos llamaron a los libaneses a la unidad.

Es el primer atentado en Beirut desde junio de 2014, cuando un coche bomba acabó con la vida de un general.

En los últimos dos años se produjeron ataques similares en la capital libanesa y el país se ha visto también afectado por la guerra civil de la vecina Siria.

Hezbollah apoya al régimen del Presidente Bashar al Assad, mientras los sunitas libaneses apoyan a los rebeldes opositores. Los rebeldes sirios han amenazado con bombardear áreas de Hezbollah por su apoyo a Al Assad.

Con información de The Guardian