Beatifican en El Salvador a los curas Grande y Spessotto, y a dos laicos
Foto de EFE

Los curas Rutilio Grande (salvadoreño) y Cosme Spessotto (italiano), y los laicos Nelson Lemus y Manuel Solórzano, todos asesinados por escuadrones de la muerte en el contexto de la guerra civil (1980-1992), fueron beatificados este sábado en San Salvador.

El ritual que elevó a los altares católicos a Grande, Spessotto, Solórzano y Lemus, que se convierte en el beato más joven de Centroamérica ya que tenía 16 años cuando fue asesinado, se realizó en medio de un ambiente festivo con un número de asistentes reducidos por la pandemia de la covid-19.

Con nuestra autoridad apostólica concedemos que los venerables siervos de Dios Rutilio Grande, Manuel Solórzona y Nelson Lemus, así como Cosme Spessotto, mártires, heroicos testigos del reino de Dios y el reino de justicia (…) de ahora en adelante sean llamados beatos”, proclamó el padre Rodolfo Cardenal al leer la carta apostólica envida por el papa Francisco.

La carta también establece que los mártires -considerados ahora así por la Iglesia católica– “sean celebrados cada año en los lugares y según las reglas establecidas por el derecho, respectivamente el 12 de marzo y el 10 de junio”.

La proclamación de la beatificación fue saludada por los asistentes con un prolongado aplauso, mientras era develado un gigantesco retrato con los rostros de los cuatro mártires entre gritos de júbilo de las personas entusiasta.

#EnVivo Beatificación de los Mártires Fray Cosme Spessotto OFM, P. Rutilio Grande S.J ,Nelson Rutilio Lemus y Manuel Solorzano.

#EnVivo Beatificación de los Mártires Fray Cosme Spessotto OFM, P. Rutilio Grande S.J ,Nelson Rutilio Lemus y Manuel Solorzano.

Desde Plaza Divino Salvador del Mundo, El Salvador C.A.

Publicado por Arzobispado de San Salvador en Sábado, 22 de enero de 2022

El cura Grande, Lemus y Solórzano fueron asesinados en 1977, mientras que la muerte del religioso italiano Spessotto sucedió en 1980.

El padre jesuita Grande se dirigía a El Paisnal (norte) -donde vivía- a celebrar un acto religioso y era acompañado de Nelson y Manuel.

“Casi a la mitad del camino, lo estaban esperando unos hombres fuertemente armados y apostados a ambos lados del camino. Cuando el vehículo en que se conducían llegó a la altura del cantón Los Mangos los asesinos abrieron fuego contra el vehículo causándoles la muertes”, describe un libro biográfico de los cuatro mártires que ha sido distribuido por el Arzobispado de San Salvador.

Mientras, el religioso italiano Spessotto, quien nació el 28 de enero de 1923 en Mansuè (Treviso) y fue asignado al central municipio de San Juan Nonualco, fue asesinado el 14 junio de 1980 mientras se encontraba arrodillado en un banco de una iglesia y dos personas, usando pelucas que ocultaban su identidad, entraron y le dispararon con una ametralladora.

Con información de EFE