Pandemia por coronavirus (Cobertura especial)

Quiero que los jóvenes no pierdan la curiosidad: Antonio Turok en la FIL

Quiero que los jóvenes no pierdan la curiosidad: Antonio Turok en la FIL - Foto de Tania Villanueva/López-Dóriga Digital
Foto de Tania Villanueva/López-Dóriga Digital

Turok presentó, en la Feria del Libro de Guadalajara, su retrospectiva 'La fiesta y la rebelión' en la que presentá sus trabajos más importantes

En el marco de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, conversamos con el fotodocumentalista, Antonio Turok. 

Turok se presentó en la FIL para el lanzamiento de su más reciente obra ‘La fiesta y la rebelión’, un libro en el que reúne gran parte de su trabajo de campo documentando la historia nacional a través de la fotografía.

 

Foto de Tania Villanueva/López-Dóriga Digital

 

Acerca de cómo observa el panorama de la fotografía y el mundo actual, aseguró: “Los jóvenes están perdiendo la curiosidad, este sentido de la vida, están tan entretenidos con los dedos en los juegos (virtuales) y lo superficial que hay que recordarles lo esencial“, aseguró.

Quiero que los jóvenes no pierdan la curiosidad por la historia porque parece que eso se olvida muy fácilmente, indicó.

El fotógrafo dijo que, desde que comenzó su carrera hasta el día de hoy, pareciera que no han cambiado las cosas en México y que, en cambio, se han multiplicado los “infiernos” que antes se encontraban en solo lugares específicos del país.

El autor, aseguró que esta es la época en la que hay más oportunidades de expresión en el mundo pero también es la época en la que hay más periodistas desaparecidos además de señalar que aunque en este momento resulta sencillo denunciar el abuso de las autoridades documentado por personas que, incluso en vivo, pueden compartirlo a todo el mundo, pero que en pocas ocasiones pasa algo al respecto.

Hoy hay tantos celulares, que es difícil que pueda ocurrir una matanza como la de Acteal o una desaparición masiva como la de los 43, aseguró.

“Sin embargo, también creo que se han dado más adicciones, los jóvenes han perdido su sentido espiritual en función de tener el último teléfono. Todo es la gratificación instantánea”, dijo.

A pesar de los problemas que la tecnología ha traído consigo, Turok aseguró que continua esperando lo mejor de las personas: Yo sigo creyendo en la humanidad, en que habrá gente que se ocupará de que mostrar que pueden hacer un cambio, en que todo lo que vemos les ayudará a saber a los jóvenes que sí se puede cambiar.

Turok aseguró que una de las principales cualidades de un fotoperiodista radica en el hecho de que sea capaz de involucrarse en los hechos más allá de su misma labor periodística. Espero que los jóvenes periodistas, busquen más allá de lo que están viendo en la lente, sentenció.

Por Tania Villanueva/López-Dóriga Digital.

Antonio TurokfilFotoperiodismoguadalajara
Menú de accesibilidad