Pandemia por coronavirus (Cobertura especial)

Presupuesto 2021: México conservará grado de inversión gracias a que no contempla endeudamiento, señala Gabriel Casillas

Presupuesto 2021: México conservará grado de inversión gracias a que no contempla endeudamiento, señala Gabriel Casillas - dinero pesos mexicanos economía
Billetes de México. Foto de Sandra Gabriel para Unsplash

Gabriel Casillas, director general adjunto de Análisis Económico de Banorte, anticipó que el Presupuesto 2021, si bien el Gobierno acudirá endeudamiento, no atenderá cuestiones emergentes

El Presupuesto aprobado por diputados para 2021 es austero pero incluye un lado positivo que permitirá que México conserve su grado de inversión, aseguró Gabriel Casillas, director general adjunto de Análisis Económico de Banorte.

En el espacio de Joaquín López-Dóriga en Radio Fórmula, el especialista advirtió que también no es un presupuesto que realmente atienda algunas demandas urgentes.

“El caso de las inundaciones en Tabasco y, por ejemplo, este año tampoco se dio, prácticamente, ningún estímulo para que las empresas conservaran empleos”, dijo.

 

En el aspecto positivo, Casillas explicó que, ahora que la mayoría de los países se están endeudando, ese no será el caso de México.

“A la hora que las calificadoras vuelvan a evaluar las calificaciones, es muy factible que México no pierda el grado de inversión”, apuntó.

Recalcó que no se ve que México pierda el grado, ni en este, ni el año que entra.

Reiteró que la distribución de los recursos del presupuesto son que la mitad va a los estados y municipios y la otra mitad se asigna para los ramos autónomos, como puede ser el Poder Judicial, y los ramos administrativos, como las secretarías.

“De como lo mandó Hacienda, yo creo que la cobija sí la estiraron bastante, pero no quedó tan diferente”, explicó.

 

Señaló que la reducción al Poder Judicial y al Poder Legislativo fueron trasladados a la Secretaría del Bienestar para los programas sociales.

“Lo otro importante es que en Salud, pese al estira y afloje, se quedó como se había mandado y es importante por esta epidemia que se está viviendo”, dijo.

 

Casillas señaló que sí hay incremento en el cociente de endeudamiento, mismo que se ve dividido entre el PIB.

“Por ejemplo, si vemos en el 2019, la deuda, toda completa del gobierno más Pemex y CFE, quedó en 45 por ciento del PIB. Este año, vamos a terminar, según la estimación, 10 puntos arriba que es alrededor de 54.7, casi 55 por ciento del PIB, sin endeudarnos”, señaló.

 

Esto responde a la depreciación cambiaria y a la disminución del PIB.

“Cuando se hace chiquito el denominador del PIB ya sabemos qué pasa con todo el cociente, aumenta” indicó.

 

En comparación con Brasil y otros países que este año terminarán con endeudamiento del 100 por ciento, México terminará el año mucho mejor.

“Se está gastando lo que hay y esos aumentos de la deuda son los efectos del PIB y del tipo de cambio, no porque haya más endeudamiento”, dijo.

 

Respecto al comportamiento del dólar debido a las elecciones presidenciales, el especialista indicó que los procesos a mediano plazo continuarán favoreciendo el debilitamiento de la divisa estadounidense.

Esto debido a que hay muchos dólares debido a la política fiscal estadounidense sin precedente que incluye estímulos fiscales y la baja de tasas de interés.

La Cámara de Diputados aprobó, en lo general y en lo particular, el dictamen al proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación para el Ejercicio Fiscal 2021, cuyo gasto total previsto asciende a seis billones 295 mil 736.2 millones de pesos.

 

Con información de López-Dóriga Digital

Estados Unidosmexicopolítica fiscalpresupuesto
Menú de accesibilidad