ONU recorta a 2.2 % las expectativas de crecimiento para México y Centroamérica
Foto de EFE

Un informe de Naciones Unidas (ONU) recortó las expectativas de crecimiento económico para México y Centroamérica, que pasó del 3.4  al 2.2 por ciento para este año.

Las perspectivas de crecimiento para México y América Central se han revisado significativamente a la baja, en medio de la desaceleración en los Estados Unidos y la inversión moderada”, apuntó la ONU en el informe denominado “Situación económica mundial y perspectivas a mediados de 2022”, revelado este miércoles.

La economía de Latinoamérica y el Caribe crecerá un 2.1 por ciento este año, según una nueva estimación presentada hoy por Naciones Unidas, que revisó ligeramente a la baja sus proyecciones anteriores por el impacto de la guerra en Ucrania y la inflación.

La ONU recortó una décima su cálculo para Latinoamérica con respecto al que hizo en enero, cuando ya advertía de una clara ralentización en la región, que en 2021 creció cerca de un 7 por ciento.

“El panorama en Latinoamérica y el Caribe sigue siendo complicado. La guerra en Ucrania, las crecientes presiones inflacionistas y la reducción del apoyo de la política macroeconómica representan importantes vientos en contra de la recuperación”, señaló la organización en un nuevo informe.

La ralentización económica en Estados Unidos y China -socios comerciales clave para la región- y unos costos mayores del endeudamiento también frenan las perspectivas de crecimiento, según la ONU.

Pese a ello, la revisión a la baja en el caso latinoamericano es mucho menor que la que Naciones Unidas anunció para las principales economías del mundo.

El motivo principal es que en enero la organización ya veía varios factores que sugerían una ralentización del crecimiento en Latinoamérica que no se apreciaban en otras regiones, donde se esperaba un avance más importante.

Ahora, la situación se complica algo más, sobre todo por la fuerte subida de los precios de la energía y los alimentos, incentivadores de la inflación, que se espera que alcance en la región el 14.6 por ciento este año.

La ONU avisa de que el problema afectará especialmente a los hogares más vulnerables y aumentará el riesgo de inseguridad alimentaria y de malestar social.

Además, avisa de que la guerra en Ucrania probablemente afecte a la producción agrícola de países como Argentina, Brasil y Uruguay como consecuencia de problemas en la cadena de suministro y del encarecimiento de los fertilizantes que ha provocado el conflicto.

La ONU, pese a ello, revisó ligeramente al alza la previsión de crecimiento para Sudamérica (1.8 por ciento), mientras que el Caribe, pese a una pequeña revisión negativa, crecerá a muy buen ritmo (11.2 por ciento) gracias a la recuperación del turismo tras el golpe provocado por la pandemia.

WESP Midyear 2022_FINAL (1)

Con información de López-Dóriga Digital y EFE