Tener un presupuesto facilita el cumplir los propósitos de Año Nuevo

Tener un presupuesto facilita el cumplir los propósitos de Año Nuevo - Ahorrar para viajar. Foto de Annie Spratt / Unsplash
Ahorrar para viajar. Foto de Annie Spratt / Unsplash

Armar un presupuesto realista y ahorrar son la clave para cumplir los propósitos de Año Nuevo, aunque también es importante pagar las deudas

Inicia el 2020 y con él los propósitos de año nuevo. Entre las intenciones más populares están viajar, comprar un auto, una casa, o pagar deudas; y en todos estos casos se requiere voluntad, pero también un presupuesto realista y ahorro.

De acuerdo con la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera (ENIF 2018), en México solamente 15.2 por ciento de la población ahorra de manera formal. De los encuestados 31.4 por ciento lo hace de manera informal al guardar su dinero hasta debajo “del colchón”, 31.9 por ciento ahorra de las dos formas y 21.5 por ciento no ahorra.

Al respecto, la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) en su revista Proteja su Dinero, explica que muchos mexicanos no ahorran “porque no les alcanza” y una de las labores de la Educación Financiera es derribar esas barreras para que la gente sepa administrar su dinero, pues dice que el “ahorro es más que una cuestión de ingresos de hábitos”.

Principal Financial Group, compañía global de gestión de inversiones, considera que para alcanzar los objetivos planeados se debe hacer un presupuesto y lo define como el plan que ayuda a llevar control sobre los ingresos, las deudas que se deben cumplir y los gastos que se harán. En resumen, el presupuesto es la cantidad de dinero que se tiene para enfrentar los gastos.

El primer paso, recomienda Principal es conocer el monto de los ingresos, si son fijos no hay mayor problema. Pero si varían, lo mejor es hacer una estimación de lo que se va a recibir, pero manteniendo los pies en la tierra; es decir, si se prevé recibir entre cinco mil y 10 mil pesos, lo mejor es trabajar el presupuesto desde un punto de vista conservador, en este caso con cinco mil pesos.

El segundo paso es definir los gastos fijos, por ejemplo, el pago de la renta, tarjetas de crédito, la luz, agua, gas, teléfono e internet, colegiaturas y despensa, entre otros. En un tercer rubro, se debe considerar todo el dinero que se destina a ahorro e inversiones.

En el caso del ahorro, la Condusef recomienda que guardar entre el 10 y 15 por ciento del ingreso, mientras que el resto, se debe ir al pago de deudas, hipoteca o renta, alimentación, vestido, transporte y entretenimiento.

Lo importante, según la Condusef es mantener firme los propósitos de año nuevo, y evitar las compras por impulso, pues alertó que en un mes, el cinco por ciento de la población mexicana siempre hace compras que no tenía planeadas o fuera de su presupuesto, y el ocho por ciento casi siempre.

Una muestra de la falta de un presupuesto y del hábito del ahorro, expone Condusef, es que, en la pasada época decembrina, al menos un 40 por ciento de las personas dedicaron su aguinaldo a pagar regalos.

Sin embargo, la Condusef recomienda para cumplir con los propósitos: pagar deudas, tarjeta de crédito, invertir, no pedir prestado y ahorrar.

Finalmente, la Condusef pide ser constante e incluso invertir los ahorros en alguna Institución Financiera, o en productos financieros como los Cetes directos, lo importante, dijo es que este año, independientemente de las metas fijadas, se logre ser constante y cumplir las metas.

Con información de Notimex

ahorrarpresupuestopropósitos de Año Nuevo

Menú de accesibilidad