Banxico aumenta Tasa de Interés Interbancaria a 5%; advierte aumento de la inflación
Aspecto de la fachada del Banco de México. Foto de Banxico

El Banco de México (Banxico) anunció el aumento de su Tasa de Interés Interbancaria a un día a un nivel de 5 por ciento.

La Junta de Gobierno acordó que el incremento en 25 puntos base surtirá efecto a partir del 12 de noviembre.

Banxico argumentó el incremento del objetivo para la Tasa de Interés Interbancaria en que en los mercados financieros nacionales el tipo de cambio presentó volatilidad y depreciación, además de que las tasas de interés de corto plazo aumentaron y las de mayor plazo presentaron ajustes influidas por condiciones externas.

Además, la actividad económica se contrajo en el tercer trimestre del año, aunque se espera una recuperación a partir del cuarto trimestre.

Se mantiene un entorno incierto y se prevén condiciones de holgura, con marcadas diferencias entre sectores”, señaló en un comunicado.

El hecho de que el pronóstico de inflación general se revisara al alza y se advierta incertidumbre aumentó los riesgos para la formación de precios y las expectativas.

Por ello se consideró necesario seguir reforzando la postura monetaria, ajustándola a la trayectoria que se requiere para que la inflación converja a su meta de 3 por ciento dentro del horizonte de pronóstico”, explicó.

Banxico adelantó que la Junta de Gobierno continuará evaluando estrechamente el comportamiento de las presiones inflacionarias, así como el de todos los factores que inciden en la trayectoria prevista para la inflación y en sus expectativas.

La presión de la inflación

Los analistas ya esperaban esta decisión tras revelarse el lunes que la tasa de inflación general en México subió en octubre hasta el 6,24 % interanual, su mayor nivel desde finales de 2017.

En su decisión, Banxico destacó que las expectativas de la inflación “volvieron a incrementarse”, con un pronóstico de 6,8 % para 2021 y de 3,3 % para el fin de 2022.

“Los choques que han incidido en la inflación son principalmente transitorios. No obstante, el horizonte en el que podrían afectarla es incierto, han impactado a un amplio tipo de productos y su magnitud ha sido considerable”, justificó.

La Junta de Gobierno atribuyó la inflación a las presiones globales por los cuellos de botella en la producción, los estímulos al gasto y el encarecimiento de alimentos y energéticos.

Coyuntura Económica

En los mercados financieros nacionales, el organismo autónomo señaló la “volatilidad y cierta depreciación” del tipo de cambio, que se mantiene por encima de los 20 pesos mexicanos por dólar.

También recordó la contracción trimestral de 0,2 % de julio a septiembre que estimó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

“Aunque se espera que retome su recuperación a partir del cuarto trimestre. Se mantiene un entorno incierto y se prevén condiciones de holgura, con marcadas diferencias entre sectores”, indicó Banxico.

Como riesgos al alza, el banco central enunció presiones inflacionarias externas, presiones de costos, la persistencia en la inflación subyacente, la depreciación cambiaria y un mayor aumento de precios agropecuarios y energéticos.

Mientras que a la baja señaló la ampliación de la brecha negativa del producto, medidas de distanciamiento social relacionadas con la pandemia y la apreciación cambiaria.

“El balance de riesgos respecto a la trayectoria prevista para la inflación en el horizonte de pronóstico se deterioró y es al alza”, insistió.

Este es el cuarto aumento consecutivo de 25 puntos base que el banco central hace a la tasa de interés desde el 24 de junio, el 12 de agosto y el 30 de septiembre.

Antes, el banco central había mantenido desde febrero la tasa de referencia en 4 %, la más baja desde mediados de 2020.

“En el año la tasa acumula un alza de 100 puntos base. Con la tasa de interés en 5 % y la inflación observada de octubre de 6,24 % se estima una tasa de interés real (sin impuestos) de -1,16 %”, comentó a Efe Gabriela Siller, directora de análisis económico de Banco Base.

El próximo anuncio de política monetaria del Banco de México está programado para el 16 de diciembre. EFE

Con información de López-Dóriga Digital