Review: Xiaomi 12T Pro, uno de los smartphones premium más potentes del mundo
Xiaomi 12T Pro.

No hay nada como probar un smartphone en condiciones extremas para saber si el equipo será nuestro aliado ideal. Así que nos llevamos el nuevo Xiaomi 12T Pro a la aventura, lo sumergimos al agua, tomamos fotos en la jungla y fue nuestro compañero de rafting en la Selva Lacandona, y en una camina en la zona arqueológica, ubicado en el estado de Chiapas.

El resultado fue sorprendente en todos los sentidos, desde sus especificaciones técnicas hasta su diseño elegante y delgado, que nos da una experiencia muy completa.

Review: Xiaomi 12T Pro, uno de los smartphones premium más potentes del mundo - img-1229-768x1024

Aunque el modulo fotográfico es su principal atributo, la batería es un gran plus, ya que no hay que preocuparse de estarlo cargando durante el día porque es posible trabajar y entretenerse sin temor a quedarnos sin pila, aunque también llega con una carga de 120W, por lo tanto, se puede cargar al 100% en tan solo 19 minutos y es capaz de garantizar hasta 13.5 horas de experiencia en pantalla.

Sensor de 200MP para capturar fotos en cualquier condición.

Durante este viaje a Chiapas, el Xiaomi 12T Pro nos ayudó a tomar fotos y videos que nos hicieron sentir como un profesional de la fotografía; además, gracias a su cámara principal de 200 megapixeles, fue posible ver cada detalle de la imagen capturada, como los templos en Palenque, la naturaleza en medio de una larga caminata en medio de la selva, y hasta la posibilidad de editar y quitar objetos que arruinaban la foto.

Review: Xiaomi 12T Pro, uno de los smartphones premium más potentes del mundo - 0c25d96b-69c4-4137-a49f-f61d72af7ec0-820x1024

De hecho, algo que sin duda nos encantó, es que este smartphone llega acompañado de algunas funciones inteligentes como Xiaomi ProCut y Ultra burst, mismas que permiten recortar de forma inteligente y crear contenidos de alto impacto, de hasta 5 diferentes tamaños de imagen y una distribución ideal de elementos de la foto, con solo un toque en la pantalla del teléfono. Esto permitirá que pueda compartir en cualquier plataforma social, o bien, se imprima en el formato que se requiera sin sacrificar el tamaño y calidad, de manera rápida y simple.

Y aunque el protagonista de este sensor es el lente de 200MP, el 12T Pro también incorpora una cámara secundaria gran angular de 8MP y una macro (telefoto) de 2MP de resolución, destinada a tomar fotos a corta distancia.

Otro gran acierto es que, este dispositivo es capaz de grabar videos en 8K a máxima resolución, lo que lo convierte en un smartphone incluso para hacer documentales, películas y cualquier contenido para los amantes de la lente y redes sociales.

Pantalla envolvente para cualquier momento

El smartphone de Xiaomi incorpora una pantalla DotDisplay CrystalRes AMOLED de 6. 67 pulgadas con una resolución equivalente a Full HD+ (de 1220 x 2712 pixeles) y una tasa de refresco de 120 Hz para para ver y jugar de manera más rápida de lo normal. Y hablando del panel, para convertir el equipo en toda un dispositivo de experiencias, probamos este 12T Pro para ver películas y jugar, y la experiencia fue envolvente, esto se debe a su gran tamaño, y a dos altavoces estéreo, uno en la parte inferior y otro en la parte superior, compatibles con la tecnología Dolby Atmos.

El procesador que acompaña a esta versión de Xiaomi, es Qualcomm Snapdragon 8+ Gen 1, construido con tecnología de 4 nm (nanómetros), lo que significa que tendremos un menor consumo de energía. Está disponible en configuraciones de 8GB o 12GB de RAM y 128GB o 256GB de almacenamiento interno.

Review: Xiaomi 12T Pro, uno de los smartphones premium más potentes del mundo - img-1240-768x1024

Este equipo vale completamente la pena, si estás buscando un smartphone potente con una de las mejores cámaras en el mercado, un diseño atractivo y una batería que te rinda para todo el día.

El Xiaomi 12T Pro está disponible en la versión de 8GB+256GB a un precio de $21,999 pesos en los colores Black, Silver y Blue.

Por Dalia de Paz