Fuerte nevada mantiene en alerta a Tokio